Hoy te voy a explicar como puedes aumentar el valor de tu marca personal a través de los conceptos no monetizables. ¿Cómo? Te lo cuento en este post

El mundo digital está lleno de marcas y los sectores están cada vez más saturados. Muchas veces nos sentimos frustrados porque no somos capaces de diferenciarnos para aumentar el valor de nuestra marca personal.

A continuación te mostraré un ejemplo para que puedas ver, de una forma sencilla, cómo aumentar el valor de tu marca personal.

¡Vamos a ello!.

¿Qué son los conceptos no monetizables y cuántos debo utilizar para diferenciar mi marca?

Son un máximo de tres temas extras que decides incluir en tu marca personal, pero que no formarán parte de tus productos o servicios, es decir, solo los utilizarás para aportar un valor extra a tu cliente y, de esta forma, poder diferenciarte de tu competencia.

Puedes ir a ver el vídeo de los conceptos no monetizables a mi canal de youtube aquí.

¿Por qué te interesa incluir los conceptos no monetizables en tu marca?

Porque como he dicho al inicio del artículo, cada vez es más complicado diferenciarte del resto de marcas, además de que el cliente cada vez es más exigente.

Incluir tres temas extra dentro de marca, te ayudará a crear una diferenciación del resto de tu competencia.

¿Por qué incluir los conceptos no monetizables te ayudan a diferenciarte?

Porque incluir estos tres temas extra te ofrece más posibilidades de no coincidir tanto la temática de otras marcas que hablen de lo mismo que tú.

Te lo explico con un ejemplo de dos marcas iguales:

● Marca 1:
– Descripción de los conceptos monetizables: mindset, marca personal y ventas.
– Descripción de los conceptos NO monetizables: autoliderazgo, conciliación y organización.

● Marca 2:
– Descripción de los conceptos monetizables: mindset, marca personal y ventas.
– Descripción de los conceptos NO monetizables: bienestar laboral, Instagram y fotografía.

Si te das cuenta, en los dos ejemplos que te he puesto, ambas marcas hablan de los mismos conceptos monetizables, pero se diferencian en los conceptos no monetizables, por lo tanto, la comunicación de una y de otra puede ser muy distinta y también el público objetivo con el que conectarán.

Es por esto por lo que debes tener muy presente incluir dentro de tu marca, los conceptos no monetizables.

¿Cómo elegir estos los conceptos monetizables?

No hace falta que sean tres, pero eso sí, yo no te recomendaría que fueran más de tres, ya que lo que pretendes es diferenciarte, pero sin llegar a ser un mercadillo.

¿Es algo que tengas que elegir al tuntún?

No, es algo que debe tener sentido con tus valores, con tu marca y con lo quieres transmitir.

Estoy segura de que habrá muchos temas de los que podrás hablar, pero los que elijas deben tener sentido con tu marca.

Un ejercicio que te ayudará a definir los conceptos no monetizables:

Tres preguntas, tres respuestas para cada pregunta:

  • ¿Qué quieres inspirar con tu estilo de vida?

  • ¿Qué tipo de cambios quieres motivar en la vida de los demás?

  • ¿Qué es lo que quieres revolucionar dentro de tu sector profesional?

Una vez que tengas las 9 respuestas, deberás descartar 6 de ellas teniendo en cuenta que ya haya marcas de tu sector que hablen sobre esos temas.

¿Qué me dices? ¿Te animas a incluir los conceptos monetizables para poder diferenciarte como marca?

Estoy segura de que será algo que tendrás muy presente a partir de ahora, ¿verdad?.

Definir bien una marca no es tarea sencilla, es algo para lo que en más de una ocasión se necesita ayuda. Es por esto por lo que decidí formarme como Personal Brander, para poder ayudarte en la creación de tu marca y así poder revolucionar tus ventas.

¿Necesitas ayuda?

Escríbeme o pásate por mi web. Quiero que sepas que mi objetivo es que puedas vivir de tu pasión.

Paloma Losas